“Soy sparring de Tong Po”

17 noviembre 2009 por nokiero en Persons

Fermín Solíchez, el mejor

Fermín sigue escuchando día tras día la misma pregunta, interpelada con preocupación máxima: “¡¿Qué te ha pasado?!”. Y es que, desde hace 26 años, Fermín Solíchez luce orgulloso su cara plagada de hematomas y cicatrices. El motivo, su arriesgada y loable profesión: ser sparring de Tong Po, el famoso kickboxeador y estrella del cine (‘Kickboxer’, ‘Contacto Sangriento’…). “Al principio, sus hostias dolían pero ya me he acostumbrado. Mi mujer también, y me sigue queriendo como el primer día a pesar de tener esta cara de desgraciado. Bueno, es ciega, pero me ama igual”, confiesa satisfecho.

Tong Po, titán como pocos, dejó de golpear las columnas del gimnasio donde entrenaba tras derrumbarlo y aplastar a un grupo de escolares que visitaban en ese momento las instalaciones. Expulsado de inmediato por el que hasta entonces fue su entrenador, Tiger el ‘Loco’ Carrasco, se hizo jardinero autónomo.

Fue entonces cuando Fermín le contrató, lo que supuso un cambio radical en su vida y, sobre todo, en su cara. Tong Po entrena hasta la extenuación alentado por Fermín: “Eres lo más, Tong, ¡lo más! ¡Déjame paralítico a mí también, Tong!”. El luchador tailandés, que es sordomudo de nacimiento, no hace caso a las palabras de Fermín, pero aún no ha conseguido dejar la fea costumbre de adherir cristales a sus puños, lo que es sufrido en el más admirable de los silencios por Fermín, nacido para ganar, sí señor.

Comparte esta noticia:
  • Facebook
  • Twitter
  • Meneame
  • Joneame
  • Tuenti
  • Bitacoras.com
  • MSN Reporter
  • Google Bookmarks
  • Digg
  • del.icio.us
  • Live
  • RSS
  • email
  • Wikio

¿Te ha gustado esta noticia? ¡Síguenos en Facebook!

Noticias relacionadas... o no:

Deja tu comentario