Se desenvuelve mal en público y muere asfixiado

27 enero 2011 por jorjo en Nacional

Un drama que viven a diario millones de tímidos ha mostrado su peor vertiente desembocando en  la más funesta de las consecuencias posibles. Filipo Pedregrosa, tímido de profesión y organillero de oído ha fallecido por asfixia al no saber desenvolverse bien en público.

El chaval, incapaz de desenvolverse

El trágico suceso sobrevino a velocidad de tortuga. Filipo se encontraba en su panadería habitual aguardando que subiera su número de vez en el indicador luminoso y al llegar su turno despidió de su boca un leve y sutil susurro solicitando una barra de pan integral. La bollera que estaba despachando no escuchó la melodía casi inaudible y le preguntó vociferando: “¡Grita un poco más chacho, que no te oigo!” Filipo se empezó a sentir mal, temblaba y hacía movimientos de bailarín de Fama mientras intentaba desenvolverse correctamente en aquel establecimiento abarrotado de gente. Pasaron varios minutos hasta que cayó al suelo. Su propia envoltura natural le ahogo ocasionando al cohibido muchacho una muerte por asfixia y un sufrimiento indescriptible por este reportero.

Un nuevo revés para la CIE (Comunidad Introvertida Española). En situaciones como esta sus miembros son conscientes de lo peligroso y arriesgado que es pertenecer a esta agrupación. Francesco Torrado, mudo de nacimiento y considerado por todos una persona muy apocada, fundó esta asociación en el siglo XVI y hoy en día sigue viva, aunque no se note, y son decenas los retraídos que cada año engrosan su lista de socios. Entre sus características más particulares podemos destacar que los socios no hablan entre sí y en las reuniones anuales no existe el turno de ruegos y preguntas.

Desde estas líneas lanzamos un llamamiento a la sociedad para que aprenda a respetar y ayudar a este grupo de personas tan válidas como tu padre pero menospreciadas e ignoradas por no hacerse valer. También queremos apoyar a estas personas, más cortadas que los cafés, para que le echen valor por encima  a la vida y se la merienden muy ricamente. Por cierto, amigos humildes y esquivos, las chicas no muerden.

Comparte esta noticia:
  • Facebook
  • Twitter
  • Meneame
  • Joneame
  • Tuenti
  • Bitacoras.com
  • MSN Reporter
  • Google Bookmarks
  • Digg
  • del.icio.us
  • Live
  • RSS
  • email
  • Wikio

¿Te ha gustado esta noticia? ¡Síguenos en Facebook!

Noticias relacionadas... o no:

Comentarios (1)

 

  1. Yussel dice:

    Saludos!!!

    Muy divertida y buena nota, se ve muy bien el trabajo de imaginación e integración de las ideas en la historia.

    jajajaja, si no fuera porque vivo en México, me uniria a la CIE.

Deja tu comentario