Radicales celiacos okupan la Casa Tarradellas

26 octubre 2010 por nokiero y Coco en Nacional

El movimiento radical celiaco vuelve a hacer de las suyas. Cientos de jóvenes ultras antigluten irrumpieron por la fuerza en la conocida Casa Tarradellas, famosa masía catalana donde con el mayor esmero y cariño se producen pizzas y barras de fuet. Los radicales entraron lanzando mendrugos de gluten y exigiendo que de una vez por todas fabriquen productos sin esta nociva sustancia.

La furia celiaca desató la locura en la Casa Tarradellas

Los okupas penetraron en la mansión y vieron al niño del anuncio abofeteando a su propio abuelo. “Claro que sé cortar el salchichón, que te crees que soy mornard y tengo ya 22 años, brasas, que eres un brasas”, aseguran que espetaba en esos momentos a su anciano familiar. La furia celiaca no dudó en lanzar al niño por una de las ventanas de la casa -por suerte era un primer piso-, mientras que al abuelo se lo han quedado como mascota “porque su pelito es muy suave”.

Celia Carmona, joven de 162 Kg y pelo en pecho aseguró que sus actos de protesta no cesarán “hasta que Casa Tarradellas fabrique productos sin el queso radioactivo ése que le meten a las pizzas; en realidad a mí el gluten me da igual”. Como medida de protesta se dedicaron a pintar ojitos y bocas tristes a las pizzas que había en el almacén y a tirarlas por la ventana cual frisby a los mossos de esquadra, que desde primera hora se agolparon en las inmediaciones de la Casa.

Entre la multitud se pudo observar a los más violentos: tres chulapos que arengaban a las masas con sus organillos. Lo que aún nadie se explica es por qué el jugador del Athletic de Bilbao, Fernando Llorente, era uno de ellos. Asimismo, hay que informar que en el parte de heridos figura Pepe Viyuela, arrollado entre el gentío mientras gritaba “¡Telescopio!”.

No es la primera acción radical de los libertarios celiacos, quienes no se conforman con tener su propio partido político. Quitarle el pepinillo a los Big Macs, ponerle mortadela a los kebabs o abrirle los párpados a chefs de restaurantes chino han sido algunas de sus diabluras. ¡Que no pare la fiesta!

Comparte esta noticia:
  • Facebook
  • Twitter
  • Meneame
  • Joneame
  • Tuenti
  • Bitacoras.com
  • MSN Reporter
  • Google Bookmarks
  • Digg
  • del.icio.us
  • Live
  • RSS
  • email
  • Wikio

¿Te ha gustado esta noticia? ¡Síguenos en Facebook!

Noticias relacionadas... o no:

Deja tu comentario