Desmontada red de terrorismo aéreo

14 septiembre 2009 por Xabi Luna en Internacional

Azafata en actitud sospechosa

Una célula procariota puede resultar algo insignificante si la comparamos con una eucariota, y esta a su vez una nadería comparándola con el cuerpo al que pertenece. Pero, ¿y si no estamos hablando del origen de la vida? ¿Y si viajamos en un avión y lo que tenemos como azafata, no es un conjunto de células procariotas y eucariotas, si no una parte más de una célula terrorista?

Ahí es donde, infiltrándonos en esta compañía aérea, hemos llegado. Hace no más de tres años de viaje a Isla Mauricio con la Air Fresh Company, esperando para pasar el detector de metales, el porcentaje de pasajeros a los que pitó el sensor  fue elevadísimo, casi de un 90%. Lo más curioso es que ninguno portaba ningún objeto metálico, sospechoso que ante aquello los de seguridad del aeropuerto no se sobresaltaran y dejasen pasar a la totalidad de los pasajeros que provocó aquello, pero lo más sorprendente es que el 100% de aquellas personas eran enfermos de hemocromatosis (exceso de hierro en la sangre).

El segundo hecho que nos alarmó fue la comida del avión. En concreto los pastelitos del postre. Observamos que ninguno de los pasajeros  hizo el amago de abrir el envoltorio. Lo cierto es que a nosotros ni siquiera nos los ofrecieron, y al reclamarles, las azafatas hicieron mutis por el foro. Pero esto no quedó ahí. Al recoger las bandejas de comida, en una bolsa echaron los restos y en otra y con sumo cuidado depositaban los pastelitos.

Anormal fue la conducta de los pasajeros que durante todo el viaje y uno por uno, fueron levantándose para ir al baño. No fue raro el acto de ir, sino el de que todos vinieran con una gasa en el interior del brazo y que todos fueran al mismo, al que, por supuesto, no se nos dejó pasar.

Como colofón a las dudas, al bajar del avión, un cartel en la puerta del fondo rezaba “laboratorio químico-bélico, no traspasar”. Además de la bodega del avión por su rampa descendían tanques y cajas con pegatinas “armas clandestinas” en sus laterales. Estamos seguros de que todo ese arsenal no estaba antes de iniciar el vuelo.

Pilotos entrenando en la base de Isla Mauricio

De regreso a la redacción informamos a nuestro director y tomamos la solución más lógica que se nos ocurrió a las cuatro de la madrugada y con tres gin-tonics de más. Ahora nos arrepentimos, pero entonces cambiarnos de sexo e infíltranos en la escuela de azafatas fue lo más gracioso de esa noche. Así, que sin discusión esa misma noche nos operamos con un doctor brasileño que nos cambió la fachada por tres cabras y un pony. Tres meses después superamos el curso de azafatas con matrícula de honor y doscientos mil euros menos en la cuenta del periódico. Al quinto mes ya éramos azafatas en selección para Air Fresh Company.

-¿Por qué quieren trabajar con nosotros?
-Porque consideramos que podemos hacer una gran labor humana y social “guiño, guiño”.

Nuestro pestañeo rápido y simbólico causó efecto y pronto formamos parte de un entrenamiento en espionaje, armas, estrategias y un sinfín de asignaturas que hizo de nosotros la élite de los aires conspiratorios. Efectivamente nuestras sospechas fueron confirmadas con el devenir de los vuelos.

Los hemocromatosos transportaban hierro en su sangre extraído en pleno vuelo en uno de los baños y tratado en la pequeña fundición de la trasera del avión. Los pastelillos, eran partes sueltas para el montaje de tanques. El cartel que rezaba “laboratorio químico-bélico, no traspasar” era una tapadera para despistar; dentro se impartían cursos de cocina para la tripulación. En la bodega del avión se construían a destajo tanques y las armas fabricadas con la fundición del hierro de los supuestos enfermos de hemocromatosis. Hasta los pilotos eran azafatas disfrazadas que fingían pilotar.

Gracias a nuestro descubrimiento conseguimos frenar un gran golpe de estado internacional, por el que se pretendía apoderar del control mundial y someter al planeta bajo la mano dura de la FAT (Frente de Azafatas Terroristas).

Comparte esta noticia:
  • Facebook
  • Twitter
  • Meneame
  • Joneame
  • Tuenti
  • Bitacoras.com
  • MSN Reporter
  • Google Bookmarks
  • Digg
  • del.icio.us
  • Live
  • RSS
  • email
  • Wikio

¿Te ha gustado esta noticia? ¡Síguenos en Facebook!

Noticias que no tienen nada que ver con ésta... o sí:

Deja tu comentario